Latitud 435 Noticias

Crecen las rumbas clandestinas en Medellín

Más de 130 capturas por rumbas clandestinas durante la cuarentena en la ciudad de Medellín, algunas de ellas se han identificado en casas, pero la gran mayoría en establecimientos nocturnos, que con música a bajo nivel y un cover de entrada, ofrecen licor y rumba a los asistentes.

La policía ha manifestado su preocupación por estos actos, que aunque resultan aislados, conforman un peligro para la salud pública en tiempos de cuarentena.

Por su parte algunos de los implicados afirman que llevan varios meses de pérdidas sostenidas y que al organizar estas que han denominado «Fiestas privadas» con pocos asistentes, lo que buscan es una forma de mantener a flote sus negocios y poder llevar comida a sus casas.

La mayoría de los detenidos ha sido multados, y los locales comerciales oficialmente sellados, algunos están siendo procesados por violar normatividad sanitaria y poner en riesgo a la comunidad.

Desde que fue declarado el aislamiento preventivo obligatorio, tanto el gobierno nacional como el local prohibieron las reuniones sociales y la apertura de locales de rumba, fiesta y en general aquellos en los que se reúnan múltiples personas, al tiempo que el consumo de alcohol se autorizó exclusivamente en los domicilios o casas de los consumidores.