Latitud 435 Noticias

Minsalud hizo balance de la situación actual del país

– Entre diciembre y lo corrido de enero, Colombia ha presentado un crecimiento en la tasa de contagios en las principales ciudades como consecuencia de las aglomeraciones evidenciadas previas a la celebración de Navidad, partidos de la final del Fútbol Profesional Colombiano, 24 y 31 de diciembre. Así lo explicó el ministro de Salud y Protección Social, Fernando Ruiz Gómez.

“Estas aglomeraciones y estos eventos nos generan un impacto que se
presenta en mayor contagio a los cinco o seis días de haberse presentado cada una de estas fechas, lo cual se ha venido acumulando y genera impacto sobre el consumo de unidades de cuidado intensivo a nivel nacional”, aseguró.

Al respecto, agregó que el país en este momento cuenta con cerca de 11.700
camas de cuidado intensivo, lo que representa un crecimiento de más del 50% comparado con marzo de 2020, cuando se tenían 5.300 camas. “Lo cual
contradice algunas afirmaciones, a que no se aprovechó la cuarentena para
crecer”, indicó.

Colombia tiene hoy una disponibilidad de camas UCI que, probablemente, dijo Ruiz Gómez, es la mayor entre todos los países de Latinoamérica, lo que da una relativa tranquilidad para afrontar la pandemia.

Cerca de 5.400 camas ocupadas son ocupadas por pacientes sospechosos o
positivos para covid-19; hay otro número importante de camas que están
siendo utilizadas por pacientes no covid. Las dos sumadas representan un
ocupación del 70 %.

Es decir que el país cuenta con 30 % de disponibilidad de camas de cuidado
intensivo que, para la situación actual, es suficiente para atender la demanda de cuidado intensivo a nivel nacional.

El jefe de la cartera especificó que hay diferentes ciudades y departamentos
que han experimentado picos más intensos, entre ellos están: Tolima, Nariño, Norte de Santander y Risaralda, con crecimientos importantes en las semanas anteriores, pero que ya se encuentran en condición estable.

Asimismo, Antioquia, especialmente Medellín, y Cali, están estabilizados y
tienen una situación de demanda moderada de camas UCI pese la preocupante situación de días anteriores.


La situación más crítica se presenta en Bogotá, donde se presenta una
demanda por encima de 150-170 camas UCI diariamente. Estas se han venido manejando por parte de la Secretaría de Salud del Distrito de manera consecuente con la disponibilidad existente.